Participación Ciudadana

Participación Ciudadana
 
-A +A

La misión de la Política para la Participación Ciudadana en el Marco de la Corresponsabilidad desarrollada por el gobierno es la siguiente: 

Fomentar la participación ciudadana para promover una cultura de corresponsabilidad, fortaleciendo los espacios de comunicación entre el gobierno y la ciudadanía, aumentando la transparencia, eficacia, eficiencia y efectividad de las políticas públicas.


En este contexto, las Tecnologías de Información y Comunicación (TICs) a través de plataformas digitales son entendidas como un elemento facilitador para cumplir políticas y normas que regulan la participación.  A esto, se suma la existencia de una cultura ciudadana que se va formando y adquiere nuevos atributos, hablamos de una ciudadanía colaborativa, participativa, interactiva y, sobre todo, preocupada del uso y promoción de estos canales de forma sistemática. 

Desde el año 2000, a través del Instructivo Presidencial de Participación Ciudadana, el Gobierno estableció que debe garantizar a la población los medios para participar en las decisiones del sistema democrático del país. Aunque este documento no hace una mención directa a un medio en particular, hace un llamado a los órganos de la Administración del Estado para que entreguen la mayor información posible a los ciudadanos y proporcionen mecanismos que garanticen que éstos reciban respuesta a sus solicitudes.

Con la publicación de la Nueva Política de Participación Ciudadana en 2011, el Gobierno de Chile establece los ejes para acciones y mecanismos de participación que deben ser utilizados por los diferentes organismos del Estado.

La ley 20.500 en su artículo 2º señala que “es deber del Estado promover y apoyar las iniciativas asociativas de la sociedad civil”. Además agrega que el Estado “en sus programas, planes y acciones, deberá contemplar el fomento de las asociaciones, garantizando criterios técnicos objetivos y de plena transparencia en los procedimientos de asignación de recursos”.

Recursos